Calcular precio con IVA

(Ver ejemplo)
ID Base IVA Cuota Importe
0 $0.00 0 % $0.00 $0.00
$
%

Para quitar el IVA, haga clic aquí.

Historial de cálculo
ID Base IVA Cuota Importe
0 $0.00 0 % $0.00 $0.00
¿Cómo calcular el importe de IVA?

Calcular el IVA agregando a un precio

Para calcular el IVA de un producto, existen 2 opciones para realizarlo:

  • La primera de ellas, se utiliza para conocer el total del IVA a pagar.

  • En la segunda, se calcula el precio sin IVA.

Por ejemplo, si quieres comprar un teléfono celular con valor de $1,000.00 pesos mexicanos (precio sin IVA), el valor del IVA se calculará de la siguiente manera:

¿Cómo calcular el importe de IVA?

Continuando con el ejemplo anterior de la compra del teléfono celular en 1,000.00 pesos mexicanos (precio sin IVA incluido), el siguiente paso es calcular el valor del IVA. Para hacerlo, debes multiplicar los $1,000.00 del precio del producto por 0,16, que es el resultado de dividir 16 % (IVA en México) entre 100 %.

La fórmula para calcular es la siguiente:

Se pagarán 160.00 pesos de IVA.

La suma de ambos números (precio sin IVA + importe del IVA) es igual a 1,160.00 pesos mexicanos.

Lea también calcular el precio sin IVA (quitar el IVA) .

Calcular importe total sin quitar el IVA

La forma más adecuada de calcular el importe total es calcular el IVA de una cantidad sin quitar IVA, consulte la siguiente fórmula:

De manera sencilla, se recomienda calcular dividiendo el porcentaje del IVA aplicado entre 100 %. Si el IVA es de 16 %, el resultado sería (16 % / 100 % = 0,16).

Para calcular el precio con IVA, es necesario sumarle 1+ al resultado anterior, teniendo como resultado (1 + 0,16 = 1,16).

Para terminar el cálculo, multiplicamos el precio sin IVA por el número obtenido en el paso anterior (1,16).

El resultado es: Precio con IVA = 1,160.00 pesos mexicanos

¿Qué es el IVA? Impuesto al Valor Agregado

IVA es un aumento porcentual en el precio de cada producto que compramos y cada servicio que recibimos. Con cada compra, pagamos el precio de la propiedad más el 16 % por ciento de impuesto que se aplican a su coste. El impuesto del IVA es un impuesto indirecto (Impuesto al Valor Agregado) que grava el consumo de:

  • Enajenación de bienes
  • Prestación de servicios independientes
  • Goce temporal de bienes
  • Importación de bienes y servicios

Las personas físicas y morales están obligadas a presentar el pago de este impuesto. La tasa de gravamen en México es del 16 % para la mayor parte del país y 8 % para las ciudades fronterizas.

Es conocido como un impuesto indirecto debido a que no es recaudado directamente por el SAT ( Servicio de Administración Tributaria). En el caso del IVA, son los consumidores los que pagan el impuesto y las empresas receptoras funcionan de intermediario para declarar estas ventas a la Secretaría de Hacienda.

Por ejemplo, cuando compras un producto en el supermercado, éste incluye el costo total del producto más la tasa de IVA correspondiente (si estás en México, 16 %). La empresa que funge como cobrador, es un intermediario entre el cliente final y el Servicio de Administración Tributaria . En la declaración que presenta bimestralmente (si es el caso), el dueño del negocio debe incorporar la totalidad del cobro de IVA y presentarla al fisco (tal como se observa en el siguiente diagrama).

El Impuesto al Valor Agregado (IVA) es un impuesto indirecto que grava el consumo

Este ingreso funciona como financiamiento de recursos del gobierno y es diferente para cada país; según sea conveniente para cada uno de ellos.

En México, hay ciertos productos que exentan el pago de IVA como lo son:

  • Medicamentos
  • Agua no gaseosa y/o compuesta
  • Animales y Vegetales que no han sido industrializados
  • Joyería
  • Libros y revistas
  • Ixtle, palma y lechuguilla
  • Caviar, salmón ahumado y angulas
  • Saborizantes y aditivos alimentarios
  • Jarabes o concentrados para preparar refrescos
  • Chiles o gomas de mascar
  • Fertilizantes, plaguicidas, herbicidas y fungicidas

¿Cómo funciona el IVA?

Para conocer cómo funciona el IVA, veamos el procedimiento:

  1. El contribuyente (cliente). Su proceso termina cuando paga por algún bien o servicio que adquirió en alguna empresa. No es necesario realizar otra acción porque el IVA se carga automáticamente al producto.
  2. El sujeto pasivo (empresa o autónomo). Es el recaudador del impuesto y tiene la obligación de declararlo cada dos meses ante el Servicio de Administración Tributaria correspondiente. Su obligación es más compleja y se explica a continuación:
¿Cómo funciona el IVA?

Proceso de declaración de impuestos de una empresa

IVA Repercutido

La empresa o autónomo cobra el IVA a sus clientes cuando vende sus productos y servicios. Este IVA es llamado IVA trasladado.

IVA Soportado

Caso contrario, cuando el empresario compra y paga por bienes y servicios necesarios para su negocio, paga IVA. Este IVA, se llama IVA acreditable.

Trimestral o mensualmente (dependiendo de cada caso) debe presentar la declaración de impuestos.

Bimestralmente o mensualmente (dependiendo de cada caso) debe presentar la declaración de impuestos. Con dos posibles resultados:

  1. Si la diferencia entre el IVA trasladado (cobrado) es mayor que el IVA acreditable (gastado), éste representa el IVA por pagar a la Secretaría de Hacienda.
  2. Si la diferencia entre el IVA acreditable es mayor que el IVA trasladado, la Secretaría de Hacienda le deberá devolver el IVA a favor.

Por ejemplo:

Una dueña de una pastelería ha cobrado por sus productos 50,000.00 pesos mexicanos en dos meses, más 8,000.00 pesos mexicanos de IVA ($50,000.00 * 16 % IVA).

Mientras que la compra de material para realizar los pasteles fue de 20,000.00 pesos mexicanos, más 3,200.00 pesos mexicanos de IVA ($20,000.00 * 16 %).

La operación de cálculo sería la siguiente:

  • Restando el IVA trasladado ($8,000.00) menos (-) el IVA acreditable ($-3,200.00) el resultado será de $4,800.00. Esta cifra es la que pagarás al SAT.

  • Los gastos en los que incurres por tu actividad principal (harina, huevos, material de decoración de pasteles, etc.) no se abonan a hacienda. Esto gastos son llamados "gastos deducibles". Si en tu declaración obtienes como resultado que el IVA acreditable es mayor al IVA trasladado, el Servicio de Administración Tributaria te regresará ese dinero.